RSS

Archivo de la etiqueta: ser llenos de Dios

¡PRIMERAMENTE necesitamos disfrutar al Señor y descansar en Él, entonces podremos trabajar juntamente con Dios!


¡Hay un gran principio espiritual en la Biblia y en nuestra vida Cristiana diaria que está basado en el hecho de que Dios creó al hombre no para que LABORASE para Él sino para que el hombre estuviera satisfecho con Dios y descansara en Dios! El primer día del hombre en la tierra después de ser creado fue el día de reposo de Dios. ¡El hombre simplemente entró en el descanso de Dios y disfrutó a Dios en Su descanso! ¡Esto claramente nos muestra que aunque Dios creó al hombre a Su imagen y conforme a Su semejanza y quiere que el hombre lo exprese y lo represente, lo primero que Dios quiere que el hombre haga es disfrutarlo a Él, descansar en Él y estar satisfecho con Él! Esto es una señal (un pacto eterno entre Dios y Su pueblo), primeramente hemos de descansar en Dios y disfrutar a Dios, y luego podremos trabajar para Él. ¡El hombre fue y es el refrigerio de Dios! ¡El hombre, creado a la imagen de Dios, con un espíritu para tener comunión con Dios, ser la compañía de Dios y Su contraparte (homólogo) es el refrigerio de Dios y Su satisfacción! Nosotros tenemos un espíritu que se deleita en Dios y tiene comunión con Dios. ¡El espíritu es la parte más profunda de nuestro ser, que puede ser satisfecha y llenada solamente con Dios! ¡Tenemos un espíritu para contactar a Dios, recibir a Dios, disfrutar a Dios y contener a Dios! ¡Cuando ejercitamos nuestro espíritu disfrutando de Dios, contactando a Dios, recibiendo a Dios y conteniendo a Dios, entonces somos satisfechos y Dios experimenta un refrigerio!

¡Dios primeramente nos suministra con el disfrute de Él y luego laboramos juntamente con Él! ¡Primero disfrutar a Dios, luego laborar juntamente con Él! ¡Si queremos ser uno con Dios en Su obra, es necesario que lo disfrutemos primero! ¡Antes de hacer cualquier cosa para Él, necesitamos disfrutarlo! ¡Como en el día de Pentecostés, los discípulos pasaron tiempo orando y siendo infundidos por Dios hasta ser llenos del disfrute; ellos fueron llenos del “vino nuevo”, que es el Cristo celestial, como el Espíritu! ¡Una vez que fueron llenos, Pedro y los discípulos se levantaron para laborar juntamente con el Señor para anunciar el evangelio! ¡Antes de hablar el evangelio o anunciar el Señor a otros, debemos orar en Dios y disfrutar de Dios! ¡Hemos de ser llenos con el disfrute de Dios, así tendremos la autoridad de Cristo! Incluso antes de hacer las cosas prácticas que no debemos dejar de lado, debemos pasar tiempo con el Señor y ser llenos de Él. ¡En cuanto a Dios, Él primero trabaja y luego descansa; en cuanto a nosotros, primero descansamos y luego trabajamos juntamente con Dios! Al disfrutar a Dios, Él llega a ser nuestra fuerza y energía para laborar. ¡Todo proviene de nuestro disfrute del Señor! ¡Sí, laboramos juntamente con Dios, pero Dios necesita ser nuestra fuerza, nuestra energía y nuestro todo, para que podamos laborar juntamente con Él en la edificación de la iglesia como el Cuerpo de Cristo! Primero: Disfrutar a Dios; luego: laborar juntamente con Aquel que nos llena interiormente. ¡Él llega a ser nuestra fuerza, nuestra unicidad y nuestro poder! ¡Este es un pacto eterno entre nosotros y Dios para siempre!

El rey David, en el Antiguo Testamento es otro ejemplo de esto: Él compiló y preparó todos los materiales para la edificación del templo para Dios. Él quería construirlo pero Dios no quiso que él lo hiciera, sino Salomón. ¡En lugar de David edificando el templo, Dios quería que David fuera edificado como una casa (Él quiere edificarse dentro del hombre)! Cuando David escuchó la Palabra de Dios, se detuvo y permitió que Salomón emprendiera esa obra. ¡Quien no puede detenerse en su laborar para Dios, no puede laborar para Dios! Dios no quiere que meramente hagamos cosas para Él. ¡Él quiere que nos detengamos, lo escuchemos, lo disfrutemos, lo tomemos como nuestro Sábado y le permitamos guiarnos y hacer cosas en nosotros! ¡Primero, que Dios se constituya en nosotros y entonces algo saldrá de nosotros espontáneamente para la edificación de Su Cuerpo! A continuación, el principio doble que se deriva del detenimiento de David, de acuerdo a la Palabra de Dios:

  1. ¡Toda obra en el universo debe provenir de Dios y no del hombre!
  2. Todo cuanto importa es lo que Dios hace por el hombre y no lo que el hombre hace para Dios.

Que seamos como David y que detengamos nuestras opiniones, nuestras decisiones, nuestras ideas, incluso nuestras buenas intenciones de hacer algo para Dios y que sea el Señor quien esté al mando, hable y dirija. ¡Sólo disfrutémoslo y colaboremos con Él! ¡Disfrutemos al Señor primero y luego podremos obrar juntamente con Él! [read this sharing in English also via, We FIRST need to enjoy the Lord and rest in Him, and THEN we can work together with God!]

¡Señor, que seamos los que se detienen para primero pasar tiempo contigo! ¡Queremos honrarte y respetarte, Señor, al parar nuestro obrar nuestras intenciones y nuestras ideas! ¡Qué te disfrutemos! ¡Que el principio del sábado sea real en nosotros! ¡Que sea el principio de nuestra vida diaria! ¡Atráenos para disfrutarte primero y entonces estar abiertos para obrar juntamente contigo en lo quieras que hagamos! ¡Gracias por crearnos a Tu imagen y conforme a Tu semejanza! ¡Alabado seas, Señor, porque tenemos un espíritu! ¡Oh, Señor, que te disfrutemos primero para luego laborar juntamente contigo! ¡Suminístranos con más disfrute de Ti!

Anuncios
 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

¡Jesucristo fue hecho un pacto para nosotros: Él es el Mediador y el Ejecutor del nuevo pacto!


El deseo del corazón de Dios no es que el hombre le sirva y sea sumiso ante Él. ¡Dios desea darle al hombre todo lo que Él es para que el hombre lo disfrute y lo exprese! Por eso Dios creó al hombre y lo colocó frente al árbol de la vida. ¡Él quería que el hombre lo disfrutara y lo tomara como su vida! Por esta razón Dios llamó a Abraham e hizo un pacto con él, prometiéndole a él y a su descendencia que serían bendecidos. Igualmente por esto Dios escogió un pueblo, Israel, y moró entre ellos. Por la misma razón Dios se hizo hombre en la persona del Señor Jesús; llegó a ser el Espíritu vivificante en Su resurrección y regeneró a muchos creyentes en Cristo para ser Su Cuerpo, para que este Cuerpo fuera Su expresión y reproducción. Todo por esto: ¡Dios desea impartir todo lo que Él es, todas las riquezas de Su ser, dentro del hombre, para que el hombre pueda disfrutarle, sea lleno de Él y exprese a Dios de manera espontánea! Aunque el hombre cayó y llegó a ser pecador, ofendiendo a Dios hasta el extremo, Dios todavía quiere lo mismo. En Su sabiduría el ofreció a Cristo para rescatar al hombre del enemigo y que el hombre pudiera cumplir todos los requisitos de la justicia, la santidad y la gloria de Dios. ¡Cristo vivió como hombre sobre la tierra de manera perfecta, fue llevado a una muerte que es todo-inclusiva y trajo al hombre de regreso a Dios!

En el antiguo Testamento vemos que Dios puso a Cristo por pacto a Su pueblo. Isaías 42:6 dice:

Yo Jehová te he llamado en justicia, y te sostendré por la mano; te guardaré y te pondré por pacto al pueblo, por luz de las naciones,

Jesucristo fue hecho pacto para nosotros. ¡Él es la garantía de Dios, el fiador de Dios, pues Él es la herencia para Su pueblo! Este pacto es más sólido que una mera promesa. ¡Es algo validado y promulgado, es decir, anunciado y puesto en vigor por la sangre derramada de Cristo (Mt 26:28)! Cristo promulgó el nuevo pacto (el cual finalmente llegó a ser testamento nuevo) con Su sangre, para la redención de las transgresiones del pueblo de Dios. Él redimió al hombre de vuelta a Dios e hizo al hombre apto para heredar todo de Dios. Ahora Dios es nuestra herencia. ¡El Espíritu es las arras de nuestra herencia (Ef 1.14) y Cristo es el fiador del nuevo pacto! (Heb 7:22). ¡Los atributos divinos de Dios han llegado a ser las inescrutables riquezas de Cristo, que nosotros heredamos, y el Dios Triuno completo es la garantía y las arras que nos asegura y nos adelantan que esto efectivamente está ocurriendo! Cristo es el nuevo pacto que Dios nos entrega. Él es la garantía, la seguridad del nuevo pacto. Él promulgó el nuevo pacto y en Su resurrección Él llegó a ser todo nuestro legado (herencia) según este nuevo pacto y Él es también el Mediador, el Ejecutor, para llevar a cabo este nuevo testamento (Heb 9:15-17).

¡Esto es grandioso! ¡Cristo lo es todo en la economía de Dios y Él es lo único que Dios nos entrega! ¡Él es el Amado de Dios, la corporificación de todo lo que Dios es y todo lo que Dios tiene, y nuestra porción según el testamento nuevo asignado por Dios a nosotros! ¡Hoy Cristo es el Mediador de este nuevo arreglo, pacto nuevo, que asegura que todos Sus creyentes puedan disfrutar a Dios hasta el máximo! ¡También asegura que todos nos beneficiemos de este nuevo pacto! Cristo, como el Ejecutor del nuevo pacto está haciendo que todo nuestro legado, según este nuevo pacto (que está contenido en el Nuevo Testamento) esté siendo aplicado y hecho real para nosotros, los creyentes en Cristo. Él, como la centralidad y universalidad de la economía de Dios, es la realidad del nuevo testamento. ¡El mismo Cristo, siendo tan rico, es el pacto que Dios nos entrega! ¡Por un lado, es un “pacto legal”, que establece obligaciones. Esto compromete a Dios a darnos todo lo que Él es. ¡Por otro lado, Cristo en nuestro espíritu es la realidad del nuevo pacto! Cuando nos volvemos a nuestro espíritu, disfrutamos a Cristo como nuestro Mediador. ¡Él nos aplica todas las riquezas de Dios, todo lo que Dios es y tiene, y todo lo que Cristo ha logrado! [Del Estudio-vida de Isaías tal como se cita en la Palabra santa para el avivamiento matutino sobre el estudio de cristalización de Isaías (2)] [read more this sharing in English also via, Jesus Christ became a covenant to us: He is the Mediator and Executor of the new covenant!]

¡Gracias Señor por el Nuevo pacto! ¡Eres la Persona todo-inclusiva que pasó por este maravilloso proceso para llegar a ser el nuevo pacto que Dios nos da! ¡Señor, que sigamos disfrutándote como la realidad de todo lo que Dios quiere ser para nosotros y todo cuánto quiere darnos! ¡Continúa aplicando todas las riquezas de Dios a nuestro ser y todo lo que has logrado! ¡Que sigamos volviéndonos a nuestro espíritu para tocar la realidad del nuevo pacto! ¡Gracias Señor por hacernos aptos para disfrutar todo lo que eres y has logrado!

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

¡La iglesia proviene de Cristo y la iglesia es Cristo! (Conferencia para jóvenes en Polonia)


La conferencia para jóvenes en Lipowiec (Polonia) realmente fue muy animante. Dios se reveló a cada uno de nosotros. Fui muy impresionado por Gn 2:21-24, que dice:

21. Entonces Jehová Dios hizo caer sueño profundo sobre Adán, y mientras éste dormía, tomó una de sus costillas, y cerró la carne en su lugar.
22. Y de la costilla que Jehová Dios tomó del hombre, hizo una mujer, y la trajo al hombre.
23. Dijo entonces Adán: Esto es ahora hueso de mis huesos y carne de mi carne; ésta será llamada Varona, porque del varón fue tomada.
24. Por tanto, dejará el hombre a su padre y a su madre, y se unirá a su mujer, y serán una sola carne.

Esta porción tiene suma importancia. Aquí Adán simboliza a Cristo, Eva es un tipo de la iglesia y el sueño de Adán se refiere a la crucifixión de Cristo. Cuando Dios durmió a Adán, Él tomó una de sus costillas e hizo a la mujer a partir de ella. Cuando Cristo murió, la iglesia comenzó a ser edificada. Ahora la iglesia es el edificio perfecto de Cristo –ella proviene de Él. Por ello es que nosotros, la iglesia, somos la Novia de Cristo. ¡Alabamos al Señor por esto!

Igualmente he disfrutado del hecho que para rebozar de Cristo y así poder alcanzar a otros, primero necesitamos ser llenos de Él. Tomemos una botella como ejemplo – usted no puede verter agua de ella si está vacía. Del mismo modo necesitamos beber de Él (ser llenos de Él) para poder dar de Él a otros, compartirlo con los demás.

Esto es sólo una diminuta porción de lo que he disfrutado allí. No podría escribirlo todo, pues me tomaría mucho tiempo. [Testimonio de la reciente conferencia para jóvenes en Polonia. Hermana Ania]

Lo que he disfrutado en la conferencia es que Dios ha colocado la eternidad dentro del hombre, y es un sentir interior constante de propósito dado por Dios a nosotros – un sentir que no puede darnos ninguna cosa. Cuando supe esto he sentido un gran gozo. ¡¡Nada puede satisfacer al hombre – fuera de Dios mismo!!

La segunda cosa que quisiera compartirles es que la iglesia es Cristo en nosotros. No había visto esto antes. Ahora está muy claro para mí que no puede haber un grupo que meramente tome la decisión de ser “la iglesia” si Cristo no está en ellos. ¡La iglesia es Cristo en usted y en mí! ¡Amén! [Testimonio de la reciente conferencia para jóvenes en Polonia. Hermano Pawel N.]

[Read these testimonies in English also via, the church comes out of Christ and the church is Christ! (young people’s conference in Poland)]

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , ,